NaNoWriMo 2013: ¡COSILLAS!

En mi última entrada sobre cómo preparar el NaNoWriMo ¡traigo cosillas!

  • Para empezar, la Ficha en Excell para la novela, que ya la había subido antes, pero la dejo por aquí también. Contiene:
    • un contador de palabras bastante detallado con una gráfica,
    • una ficha para el resumen de la historia,
    • otra para los aspectos básicos de la misma (conflictos, personajes) y
    • una ficha de personaje (todas las pestañas se pueden copiar si necesitáis más, lo digo para los que no estáis familiarizados con el excell).
  • Luego, me he hecho este calendario que pondré de fondo de escritorio, es bastante sencillo para que cada cual lo personalice como quiera, solo tiene algunos pequeños apuntes, lo subo por aquí por si a alguien le sirve para programar su NaNoWriMo.

noviembre2013

  • Si os atascáis porque no se os ocurren nombres, tomad un generador de nombres aleatorio. Y a seguir escribiendo.
  • Os dejo también este meme: Author Dog [inglés], es gracioso (de una manera bastante dolorosa) y suele subir también recursos interesantes para escritores =P
  • ¿Queréis estar concentrados en lo que escribís y no distraeros con el navegador o cualquier otra chorrada? Podéis descargaros este programa, es un editor de texto extremadamente sencillo que incluso tiene la opción de poner un objetivo de palabras a alcanzar.
  •  Para más cosillas, tengo entradas previas sobre recursos diversos para escritores.
  • También os dejo mi tuiter: Ayrtha, porque iré haciendo comentarios sobre cómo me va en el NaNo (básicamente un montón de «¿POR QUÉ? ¿POR QUÉEEEE?»). Cualquiera está invitado a desesperarse conmigo 😀
  • Y, para la gente religiosa, os dejo esta encantadora imagen de la Musa Calíope y la Santa Trinidad. Llevadla como estampita en la cartera para inspiraros 🙂

calliope

NaNoWriMo 2013: la Programación

[Enlace para tener juntas todas las entradas sobre cómo preparar el NaNoWriMo.]

Quinto: la Programación

Estas entradas están enfocadas a lo que podemos hacer antes de empezar el NaNoWriMo para que cuando llegue noviembre, no perdamos el tiempo en pensar nuestra historia y podamos directamente escribir y escribir y escribir y beber siete litros de café y escribir y escribir etc.

A estos momentos de escritura continua les voy a llamar MEP (Momento de Eficiencia Palabril) y es un concepto que me he sacado de la manga, pero creo que es muy importante a la hora de programar la escritura de nuestra novela. El MEP, básicamente, son la cantidad de palabras que podéis escribir en una hora. La clave está en que las personas muy muy rara vez somos capaces de escribir una hora sin parar, así que al decidir dedicarle, por ejemplo, una hora al día al NaNoWriMo, los resultados de esa hora pueden ser muy variables. Para tener una idea realista de cómo podemos planificar bien nuestro tiempo, vamos a calcular primero nuestro MEP personal.

Y lo vamos a hacer de esta forma:

  • Coged un libro, un periódico, o cualquier otro texto, y reescribidlo con en el programa que vayáis a usar durante el NaNoWrimo. Escribid durante 5 minutos. No hace falta que esos 5 minutos estéis con los dedos pegados a las teclas, todas vuestras pequeñas manías se deben tener en cuenta para un cálculo realista, no es un concurso.
  • Al final de esos cinco minutos contad las palabras que habéis hecho. Para que sirva de ejemplo, vamos decir que habéis conseguido escribir 150 palabras en 5 minutos, que está muy bien.
  • Ahora, vamos a calcular las palabras por hora, para ello multiplicamos las palabras que hemos escrito en 5 minutos por diez: 150 x 10=1.500 palabras a la hora, este es nuestro MEP.

Y probablemente alguien se dará cuenta de que una hora tiene 12 divisiones de 5 minutos, ya tenía que salir el listo, lo que pasa es que he descontado 10 minutos de cada hora porque:

  1. Las normas de seguridad y salud demandan unos 10 minutos de descanso ocular por cada hora de trabajo, siendo prevencionista uno de esos títulos maravillosos que tengo por ahí aparcados, me resulta obligatorio tenerlo en cuenta.
  2. Rara vez vais a conseguir escribir una hora completa: os levantaréis al baño, a por un café, lucharéis por quitaros el rabo de vuestro gato de la cara, recibiréis una llamada de teléfono, etc.

De hecho, si el lugar donde os planteáis escribir tiene muchas distracciones, quitadle otros 5 minutos, es decir, habrá que multiplicar las palabras escritas en 5 minutos por nueve: 150 x 9=1.350 palabras/hora MEP.

Si os dais cuenta, con un MEP de solo 1.350 palabras, en una hora al día estáis cerca de lograr las 1.667 palabras al día de media que son necesarias para superar el reto. Es decir, con escribir dos horas al día incluso os sobrará tiempo.

Pero aquí hay otro problema, mucha gente no tiene dos horas al día todos los días, así que hay que organizarlo de otra forma.

Planificación Semanal

Ya que aún no ha empezado el NaNo, observad lo que hacéis en un día normal de trabajo, observad con atención, si tomáis notas mejor: no solo hay que ir a trabajar, también hay que coger el coche, ir a hacer recados, ducharse, lavar la ropa o fregar el baño, atender a la pareja/perros/niños…

Todas estas obligaciones a menudo toman preferencia sobre un reto como el NaNoWriMo que, en el fondo, solo nos recompensa con satisfacción personal y amor propio (y quién necesita de eso, ¿eh?).

Mucha gente cree que puede dedicarle unas horas a su novela al final del día, cuando las prioridades anteriores están cumplidas. Sin embargo, para la mayoría de las personas esto no es realista, al final del día puede que no tengan tiempo o estén demasiado cansadas para pensar en su historia. Hay que plantearse con realismo el tiempo que tenemos al día y buscar huecos con antelación. En vez de dejarlo para última hora, levantaos media hora antes si os veis capaces, preparad el desayuno y sentaos frente al ordenador antes de ir a trabajar, eso es la mitad de un MEP, unas 675 palabras, menos de la media que necesitáis para ganar, pero más de lo que conseguiríais si no escribís nada ese día porque por la tarde estáis demasiado cansados.

También hay que aprovechar los días de fin de semana y fiestas que podáis permitiros. Esos son días en los que podéis trabajar durante horas y horas, ganando palabras sobre la media en caso de que en el futuro podáis encontraros algún impedimento, o para recuperar las palabras perdidas durante la semana laboral.

Calculad, si en un fin de semana tenéis seis horas completamente vuestras para escribir, con un MEP de 1.350 eso son 8.100 palabras en un finde, hay 4 fines de semana este noviembre, ya son 32.400 palabras, más de la mitad del reto se puede superar escribiendo solo los fines de semana. Y con medio MEP por cada día laboral tan solo: 675 x 20=13.500.

Es decir: 13.500+32.400=45.900

Y nos faltan todavía 4.100 palabras, pero no pasa nada, que no cunda el pánico, porque no he contado ni el 1 de noviembre (que es festivo), ni el 30 (que es sábado), con tres horas al día tendremos otras 8.100 palabras, superando el reto con 4.000 palabras de sobra 😀

Como he dicho, esto es un ejemplo, que cada cual se adaptará según sus circunstancias.

Programación Mensual

  • Poned un buen calendario de noviembre frente a vosotros, uno de esos grandes donde podáis escribir dentro de cada día.
  • Señalad con claridad las fechas más favorables y menos favorables para escribir que conozcáis con antelación, poned colorines, o la cantidad de palabras/horas que queréis hacer en esos días.
  • Marcad vuestros hitos personales (como que queréis hacer 25.000 palabras para el día 13).
  • Cualquier posible imprevisto se recogerá en el acto y se recalculará el calendario.

En mi experiencia es mejor programar más horas los primeros días, porque siempre se empieza con más ganas y se pueden rellenar un montón de palabras sin que nos demos cuenta. Los días siguientes serán más de luchar y acomodarse a una rutina, pero una vez creada esta rutina las cosas volverán a ir más suaves. Esta montaña rusa hay que acomodarla también a nuestras previsiones.

Tampoco está demás avisar a familiares/amigos/gatos de que puede que estéis ocupados esos días. Regalad un videojuego nuevo a vuestros hijos/pareja para que os dejen en paz. Comprad comida con antelación. No abráis la puerta a desconocidos (a los conocidos sólo si os traen más comida). ¡Y divertiros!

 

NaNoWriMo 2013: Personajes y Argumento

[Enlace para tener juntas todas las entradas sobre cómo preparar el NaNoWriMo.]

Cuarto: Personajes y Argumento

Antes que nada voy a dejar aquí este archivo en excel que hice hace ya un par de NaNos.

Contiene una especie de esquema de datos de la novela, incluido la cuenta de las palabras, con una gráfica, fichas de personajes, etc. Sirve bastante bien como hoja de consulta y referencia, me inspiré para hacerla en otra hoja que alguien subió a una página de LiveJournal hace años y que perdí, así que rehice otra para mí:

NANOWRIMO_FICHA

Si tenéis dudas sobre lo que representan las casillas preguntadme, ya que la hice pensando en mis propias historias, así que no todo sería aplicable. También podéis rehacerlo a vuestro gusto y compartirlo por ahí 🙂

Ahora bien, vamos a seguir con las dos partes más importantes de cualquier historia: los personajes y el argumento.

Personajes

Ya he escrito algunas entradas sobre personajes para al NaNoWriMo y construir personajes en general. Abreviando, de cara al NaNo probablemente más que tener personajes sólidos lo mejor es tener muchos personajes, primar la cantidad antes que la calidad, como Kubo Tite y GRR Martin saben no hay nada como meter un mogollón de personajes en una historia para alargarla a lo tonto.

Cada personaje necesita: Seguir leyendo “NaNoWriMo 2013: Personajes y Argumento”

NaNoWriMo 2013: los Metadatos

[Enlace para tener juntas todas las entradas sobre cómo preparar el NaNoWriMo.]

 

Tercero: los Metadatos

Los metadatos son los datos básicos de la obra: título, género, autor, número de páginas, etc., sin entrar en la historia (aquí hay una definición más larga).

Como ya tenemos una idea de nuestra historia, vamos a rellenar algunos de estos metadatos, no todos porque obviamente el número de páginas no vamos a saber, pero creo que empezar por esta información es clave para centrar nuestra obra:

Título

Vamos a elegir un Título para la obra, así de primeras, no penséis mucho cuál podría ser el mejor, si no lo tenéis aún. La razón es que creo que dar un Título le confiere más identidad a la historia, aunque sea un Título provisional, es algo tan concreto sobre lo que se puede trabajar, es la diferencia entre tener una idea en la cabeza y tener una nueva obra entre tus manos. Es posible que, a medida que nuestra historia avance, el Título no nos convenza, por la razón que sea, y no pasa nada por cambiarlo. Así que, aunque no estéis muy seguros, ponerle un título, ahora.

Género

El Género se refiere a si es fantasía, ci-fi, policíaca, romance, etc. También si es de aventuras, épica, comedia… Elegir el Género de nuestra historia ayudará a concretar muchos de los límites y libertades de la misma, por ejemplo, si elegimos una comedia romántica sería un poco absurdo que aparecieran piratas interestelares de la nada, entonces saltaría a la fantasía y/o ci-fi, sin embargo, en una comedia romática podemos escribir páginas y páginas de fluff y moñerías, que no quedarían demasiado bien en una novela de aventuras espaciales (aunque algo de moñería ocasional tampoco hace daño).

Y si va a haber comedia, habrá que pensarse los chistes, porque no hay nada más cutre que leer una novela donde un personaje se supone que es gracioso y es más rancio que el pan de un mes. Esos aspectos hay que pensarlos y trabajarlos, lo cual va a ser muy difícil durante el NaNo, así que considerad con antelación cómo vais a enfrentaros a estos temas (podéis poner “CHISTE GRACIOSO AQUÍ” si no se os ocurre nada y rellenarlo más tarde).

A menudo, los Géneros tienen también sus propios tópicos y clichés sobre los que podemos construir la historia si nos quedamos sin ideas en algún momento del NaNo (voy a recordar que la idea del NaNoWriMo son escribir 50.000 palabras en un mes, no lograr el próximo premio Nóbel de la literatura), podemos elegir nuestro tópico favorito o destrozar uno al que le tengamos manía y ya tenemos más páginas por rellenar.

Tema

El tema suele ser el concepto de fondo que hace que una novela con todas sus tramas y sub-tramas sea relativamente coherente. También puede entender como el Objetivo, no de los personajes, si no del autor. A menudo, el Tema cae en la ‹‹propaganda››, en el sentido de que el autor ha usado el libro para presentar su punto de vista sobre cierto asunto, esto no es necesariamente malo, a no ser que sea estúpido, de hecho, diría que es casi imposible narrar una historia sin posicionarse en uno u otro tipo de ideología.

El Tema a menudo resulta simplemente: ‹‹analizamos el sentido de la vida››, ‹‹la justicia››, ‹‹la transición entre la infancia a la madurez››, ‹‹la afectación de políticas liberales en campos de trigo inspirados en el medievo europeo››, etc.

Aparte del Tema Principal, también podemos tener sub-temas relacionados, o no, donde poder seguir rellenando páginas, y, aún así, ser capaces de mantener un nexo común a toda la historia para no perdernos e irnos por las ramas (aunque irse por las ramas en el NaNoWriMo no es necesariamente malo, es malo si luego tienes intención de crear una novela leíble por otros que no sean tú y tu madre).

A mí el Tema siempre es algo que me lleva por el camino de la amargura, ya que nunca pienso en ello antes de hacer mi historia y luego siempre tengo problemas para definirlo. Hay pedantes que exigen que toda buena historia tenga un tema concreto, yo no creo que sea necesario, pero sí es importante tener una idea consciente del fondo de la historia que queremos contar. En general, el tema no debería ocupar más de una o dos líneas, no es un resumen ni una reseña de la historia.

Como en otras entradas, aquí van mis metadatos:

  • Título: La Última Caminante
  • Género (s): Fantasía, juvenil, aventuras, drama
  • Tema (s): las responsabilidades (principal), el pasado, el equilibrio cósmico…

La idea de decidirnos por unos metadatos ahora (podemos cambiarlos o ampliarlos más adelante, no os es cuestión de estresarse por ellos tampoco), se debe a que cuanto antes tengamos una definición de lo que queremos hacer, más fácil nos resultará rellenar los huecos en adelante. Parece un poco contraproducente, en un reto como el NaNoWriMo poner límites a nuestra historia tan pronto, pero, en mi experiencia, los límites a menudo ayudan más con la inspiración que ver una simple hoja en blanco.

Para ir adelantádoos a mis entradas, si queréis, aquí tenéis una recopilación de entradas que hice hace un par de años sobre cómo ganar el NaNoWriMo.

NaNoWriMo 2013: la historia

Preparando el NaNoWrimo 2013, entrada previa aquí.

Segundo: empezar con la historia

Este apartado va dedicado a quienes no tienen nada aún, ni siquiera una idea, ahora la tendréis (si necesitáis buscar ideas, aquí tengo una entrada al respecto).

Ya he escrito antes como la base de una novela está en el conflicto (y sí, sé que se pueden hacer historias sin conflicto, pero dudo que puedan alargarse más de 50.000 palabras sin acabar matando de aburrimiento a alguien). Esta técnica la he usado ya tres veces con éxito para hacer el reto 24 horas-cómics (si tenéis curiosidad, aquí esta el cómic que hice este año: El Castillo) y es la cosa más simple del mundo.

Vamos a elegir ahora:

  • Protagonista: es quien/que lleva la historia en la mayor parte de los casos, esa historia está orientada a un Objetivo que el Antagonista no quiere que el Protagonista alcance.
  • Antagonista: por la razón que sea, no quiere/permite que el Protagonista alcance su objetivo.
  • Conflicto: la raíz del Conflicto es el Objetivo común u opuesto entre Protagonista y Antagonista, y lo que rellenará páginas y páginas de la historia.

Coged vuestras notas y escribid esos tres puntos, solo necesitáis una frase (de hecho, recomiendo solo una frase para definirlos con claridad al principio, luego, ampliáis la frase según surjan más detalles). Si elegís esos tres puntos ya tenéis varios miles de palabras así de la nada. Estos tres puntos son la primera piedra de vuestra historia, sé que no parecen mucho, del mismo modo que una piedra es una piedra, pero a partir de pueden brotar nuevos personajes, objetivos y conflictos con los que podréis llenar páginas sin pensar.

Incluso si ya tenéis una idea, o parte de vuestra historia desarrollada en la cabeza. Esquematizar y escribir con claridad quién es quién, cuál es su principal Objetivo, los puntos de Conflicto, etc., ayuda mucho a tener una visión clara de la historia en la que os estáis metiendo, porque, en noviembre, no vais a tener tiempo de desentrañar aquellos puntos que no llevéis bien definidos.

Os dejo los tres puntos que he definido para mi historia, como ejemplo:

  • Protagonista: [Sin Nombre Aún], niña con poderes elegida para salvar a su pueblo de sus enemigos.
  • Antagonista: [Sin Nombre Aún], ser sobrenatural que quiere usar los poderes de la niña para sus propios propósitos.
  • Conflicto: la niña no quiere obedecer al ser sobrenatural.

Si necesitáis más detalles, esta es otra entrada donde amplio cómo desarrollar el argumento de cara al NaNo.

 

Preparando el NaNoWriMo 2013

Ya he hecho entradas sobre este blog sobre cómo superar con éxito el NaNoWriMo, pero no he mencionado cómo prepararlo más que de pasada y, como mencioné en una entrada anterior, este año intentaré prepararlo con tiempo y compartir parte del proceso, porque creo que así es más divertido y puede que más gente se anime a participar y sufrir conmigo :D.

Primero: algunos asuntos materiales

No pasa nada si ya tenéis una idea sobre vuestra novela (o cualquier otro trabajo no-novelesco si sois unos rebeldes), pero voy a empezar en estas entradas bajo el supuesto de que no y, bajo el supuesto de que no, creo que lo más importante que hace falta ahora es algo donde tomar notas de vuestras brillantes ideas.

Yo suelo usar esto para la muchos de mis trabajos:

Básicamente son folios blancos doblados y unidos con hilo, en este caso lana fina.

¿Cutre? Sí, mucho. La razón es que, sencillamente, cuando me vengan ideas a la cabeza puedo apuntarlas en cualquier papel que tenga a mano, hacerle un par de agujeros y juntarlo con sus hermanos. También ocupa menos espacio que una carpeta con anillas, por si quiero llevarlo dentro de un libro, o similar, y tomar notas en el tren, trabajo, sobre una rodilla… Además, soy rácana y así reciclo.

De vez en cuando, también da por ser un poco menos cutre y me gasto dinero en cosas, como esta libretita tan cuca: Seguir leyendo “Preparando el NaNoWriMo 2013”