Cómo hacer una casa hobbit – Parte 1

En esta serie de entradas describiré cómo hacer una casa hobbit, no una a escala, no un dibujo, si no un agujero hobbit donde se podría vivir. Lo cual se convertirá en el tutorial más extraño que voy a hacer en mi vida (supongo yo, vamos).

¿Y por qué un tutorial así?

Porque sí 😛

La verdad es que esta es una de esas tonterías en las que me entretengo pensando a veces, los agujeros hobbits representan un ideal romántico y bucólico de la unión entre naturaleza y humanos (y no humanos), y a casi todos los frikis nos gustaría uno para nosotros, porque somos hobbits de corazón (algunos, a otros les molan más los elfos, pero esos viven en árboles, como los monos, su opinión no me interesa :twisted:).

Así que, entando en materia, ¿cómo se podría hacer una casa hobbit? Pues yo tengo algunas ideas, de hecho, cuando me tocó hacer mi proyecto de fin de carrera, dudé mucho entre la casa hobbit y la restauración de una cantera, al final me decidí por lo último porque preferí algo más simple y prosaico (tenía ganas de acabar la carrera de una puñetera vez, ¿de acuerdo?), pero tengo algunas notas que me parecieron interesantes e igual a alguien ahí fuera también, así que voy a compartirlas con el mundo.

Voy a advertir que lo que presento es un concepto simple basado en una situación inexistente, no lo uséis para hacer una casa de verdad, llamad a profesionales para eso (puede que sea una advertencia chorra, porsiacas solo, hay mucho loco suelto).

También voy a informaros que casas subterráneas o semi-subterráneas no son tampoco nada nuevo, hay hasta libros sobre el tema, si os interesa investigar más.

Consideraciones Previas

‹‹En un agujero en el suelo, vivía un hobbit. ››

Aunque las Sagradas Escrituras de Tolkien parecen implicar que los hobbits construían sus hogares agujereando la tierra, a la hora de adaptar las casas hobbits a los modelos mundanos de construcción, creo que hay alternativas mejores, porque:

  • Agujerear la tierra es muy caro, especialmente si el terreno es duro. En este concepto imaginario me voy a basar en el terreno que me rodea ahora mismo, está lleno de roca caliza y es dura de narices (tiene mucho cuarzo).
  • No es excesivamente ecológico, sería necesario hacer una evaluación de impacto ambiental con las alternativas, pero, en general, agujerar la tierra suele tener un impacto bastante fuerte.

Mi alternativa entonces no es hacer un agujero hobbit en el suelo, si no sobre el suelo; es decir, elegimos el terreno en el que lo queremos nuestra casa, hacemos nuestra casa sobre ella y luego la cubrimos de tierra. Simple. Ventajas de esto:

  • Potencialmente más barato.
  • Mediante esta alternativa se pueden recuperar terrenos dañados, reutilizarlos como hogares y revegetarlos (esta hubiera sido mi plan para mi PFC).

Claramente esta alternativa tiene sus problemas, pero es con la que me voy a quedar porque es el concepto con el que empecé a dar vueltas en su momento y la que voy a usar para desarrollar esta idea, que Tolkien me perdone por no seguir su Canon (rezaré cinco Baladas de Leithian por mi herejía).

Fase I: Elección del terreno

Antes de ponernos a construir, y si quiera a diseñar, lo que hay que decidir es dónde vamos a poner nuestra casa. Estos son algunos puntos a considerar:

  • Tamaño: ¿va a ser una casa para un viejo solterón raruno y su sobrino o para una populosa familia Tuk?, ¿va a ser un único hogar o un complejo con varias residencias? El tamaño es importante para saber la cantidad de metros cuadrados que necesitaremos ocupar y lo que conlleva: limpieza del terreno, el material de construcción, etc.
  • Comunicaciones: ni siquiera las casas hobbit caen del cielo, hay que llevar y traer material de las mismas, tanto para su construcción como durante su uso, la casa tiene que comunicar con zonas más pobladas de alguna forma y, si las vías de comunicación ya están hechas y están cerca, es algo que se gana respecto al dinero a invertir y supondrá menores impactos en el entorno. También es importante el abastecimiento de electricidad y agua, a no ser que vayáis de hobbits hippies, necesitaréis donde enchufar la tele y el DVD para ver las ediciones especiales de ESDLA, ¿no?
  • Orientación: aprovechar la luz del día es un sistema pasivo de ahorro de energía, elegir una zona con buena luz, bonitas vistas y donde no corra demasiado el aire es importante para una casa hobbit agradable

‹‹No un agujero húmedo, sucio, repugnante, con restos de gusano y olor a fango, ni tampoco un agujero seco, desnudo y arenoso, sin nada en que sentarse o que comer: era un agujero-hobbit, y eso significa comodidad.››

  • Otros: como ya he mencionado, podemos usar una zona degradada y recuperarla, podemos aprovechar huecos naturales del terreno, etc.
Casa Hobbit Selección del terreno
Casa Hobbit Selección del terreno

Mi terreno imaginario será un pequeño terraplén al lado de una vieja carretera que subía hasta una cantera abandonada, está a menos de doscientos metros de una pequeña población. Será un hogar pequeño para una o dos personas. Se podrá aprovechar parte del abastecimiento que se usó para la cantera abandonada, o reconducir lo que llega a la población pequeña, por lo que este aspecto no supondrá un cálculo importante en el proyecto (aka, no me apetece calcularlo). La orientación principal será suroeste, y dará un agradable valle con un bosquecito de fresnos y avellanos y un riachuelo (aw).

Parte 2 ya está actualizada 😀

4 comentarios en “Cómo hacer una casa hobbit – Parte 1

  1. me encantaría hacerme una casita así =o. Se nota que sabes, algun dia te pediré consejo para hacerme mi agujero hobbit =) buen postt

  2. yo estoy por hacer en realidad este proyecto en un terreno de 20 metros por 10 es llano lo que hare la casa y le aplicare techo verde la verda muy buen post

¡Deja un comentario!