Cómo escribir novelas sin dinero: El Argumento

Como ya he mencionado antes, entre que no tengo dinero/tiempo para cursos (ni on-line y fueri-line) y otras chuminadas que existen para aspirantes a escritores, estoy sacando adelante esto de aprender a escribir con los recursos que encuentro gratis por la web, y se me había ocurrido hacer una serie de entradas comentando lo que voy encontrando y dando mi opinión. Me encantaría que la gente también me diera sus propios recursos y puntos de vista, sé que hay varias personas por aquí que les interesa la materia.

El Argumento

Lo que me enseñaron en el cole sobre la construcción de historias es que tienen «Presentación, Nudo y Desenlace». Leyendo algunas páginas me he encontrado que cambian los términos Presentación por Introducción y Desenlace por Clímax. Creo que es interesante el cambio y voy intentar razonar porqué:

Presentación/Exposición vs. Introducción

Cualquiera que haya leído algún fanfic (o escritura muy amateur) en su vida sabe que uno de los problemas más habituales de los escritores noveles es que comienzan las historias metiendo toneladas de información sobre los personajes y sus vidas que no llevan a ninguna parte (las Mary Sues y su pelo de veinte colores que ha de ser descrito cada matiz con escrupuloso detalle). No sólo es aburrido, la mitad de esa información ni siquiera viene a cuento en la trama. Cambiar Presentación por Introducción permite plantear el argumento de otra manera al escritor,en esta primera parte no hay que «presentar» nada, hay que «introducir» al lector en la historia.

«Presentación» es un término muy pasivo, es como si te ponen un suculento plato de pollo y te dicen: «Mira, este es un plato de pollo; plato de pollo, esta persona». ¿A ti qué te importa que sea un plato de pollo? Lo que quieres es comerte al pollo, no que el bicho te salude.

Creo que las Introducciones son lo mismo, son algo activo y dinámico, están para comérselas (figurativamente), no para mirarlas; deben funcionar de modo que ayuden al lector a meterse en la trama y así han de plantearse a la hora de escribir.

¿Qué quiere decir esto en términos más prácticos? Pues no estoy segura, porque estoy aprendiendo. Así por lo que he ido recopilando, hay una fuerte tendencia del «bum-pronto-y-rápido» de los americanos a «quitar» completamente la introducción y empezar la historia en medio de la trama. Es una forma de enganchar a la gente a la historia tan velozmente como sea posible.

A mí, personalmente, aunque entiendo lo de intentar enganchar rápido al lector y eliminar palabras y secciones superficiales de la historia (especialmente al inicio), no es algo que me entusiasme como lectora, lo he visto alguna vez y a menudo me produce el efecto contrario al deseado, me quedo mirando la página preguntándome «¿quién es está chica?, ¿por qué esconde Objeto X aún a costa de su vida en vez de comprarse otro y por qué me tiene que importar Objeto X un pimiento en general?, ¿he de suponer que es la buena porque es una mujer y la están persiguiendo y por ello debo sentir simpatía e interesarme por ella?, ¿qué están intentando venderme aquí?».

Creo que, como muchas otras cosas, si no se hace bien, en vez de “enganchar” al lector sólo produce un amasijo de confusión y desidia por lo que uno lee, pero mi opinión en este punto no es muy válida porque tiendo a ser picajosilla con algunos asuntos.

Aún así, estoy de acuerdo con que las introducciones deberían ser rápidas e interesantes. Es un aspecto que me toca trabajar.

Nudo

No tengo ninguna alternativa para el nudo, está bien definido como está: un embrollo de narices.

En uno de esos enlaces que ya he puesto antes, Jim Butcher dice algo así como que el nudo es lo peor porque es donde el escritor tiene toda la libertad del mundo para desarrollar la historia y, por tanto, de hacer muchas cosas mal.

Decidme que no soy la única que, con una historia con un inicio y un final bien pensados, la ha tenido que dejar a medias porque en el nudo se ha ido de parranda y no sabe cómo volver porque no se acuerda donde aparcó el coche y no lleva suelto para un taxi.

Hay un montón de alternativas para planificar un nudo, abajo dejo unas cuantas, quizá las analice con detenimiento en otra entrada.

Desenlace-Clímax

Aunque la palabra Desenlace hace una buena referencia al Nudo anterior, creo que Clímax es más cercano a lo que queremos conseguir realmente. Toda  novela consiste en «manipular» las emociones del lector, desde que se le «engancha» en la Introducción, mantenerlo entretenido en el Nudo (la primera parte de La Historia Interminable es una parábola sobre el oficio de la escritura, sí o sí), y llevar sus emociones a extremos en el final.

Por eso me gusta «clímax», alude más a los sentimientos que un «desenlace» o «resolución» (mis libros de matemáticas tienen «resoluciones», no son interesantes 🙁 ).

Por eso hay que dejar lo mejor para el final y no enrollarse cuando se termina.

Recursos

Eston son algunos de los mejores ( o más populares, supongo que cada cual tendrán los suyos) métodos para contruir un argumento sólido antes de ponerse a escribir. La verdad es que yo he intentado hacer alguno varias veces, pero el gusanillo de «escribe escribe escribe» es más fuerte y acabo sentándome frente al teclado y pasando de todo lo que tenía planeado. Luego vienen las revisiones, las incoherencias y las lágrimas.

Empieza con un «Esqueleto», el esqueleto es una fase  sobre la que trata el tema, una pregunta de hecho, según la cual el clímax es la respuesta. También menciona un Arco Argumental (que viene debajo). La diferencia entre «escena» (donde ocurre la acción, avanza la trama, etc.) y «secuela» (que viene detrás de la escena y es algo así como las reacciones a la escena y la transición a la escena siguiente).

También menciona cuatro interesantes métodos para plantear un nudo. El primero, el Gran Nudo consiste en hacer un “pseudo climax” a partir del cual se desata el clímax final, es una buena forma de centrarnos en el mismo y no marcharnos por las ramas. Luego otras soluciones son: “mini arcos argumentales”, presentar a un personaje nuevo que mueva la historia y un sub argumento oculto; estas son bastante lógicas sobre qué tratan.

  • El Arco Argumental

Consiste en, literalmente, trazar un arco en una hoja de papel. A la izquierda se pone lo que pasa en la Introducción, a la derecha lo que ocurre en el clímax, en lo alto, en el centro, el Gran Nudo, o lo que hace que todo desemboque en el clímax. A medida que se nos van ocurriendo cosas, se van añadiendo nuevas secciones al arco, poniéndolas a derecha o a izquierda. Aquí hay un vídeo que incluye un ejemplo (sí, todo en inglés para variar), pero se puede ver bastante bien cómo se hace aunque no se entienda.

  • El Copo de Nieve

Se lo inventó este tipo (seguid el enlace, es muy interesante). Empieza, de nuevo, con una frase. En este caso, una frase simple y corta. A continuación, similar al Arco Argumental, de esa frase elaboramos un párrafo entero con más o menos lo que sería el inicio, el medio y el final. Luego salta a meternos con los personajes, los personajes y sus peculiaridades pueden atraer nuevas tramas e historias. Cuando se ha decidido los objetivos principales de los personajes y un poco de su vida, se toma el párrafo con los tres puntos y se desarrollan en tres párrafos más complejos. ahí ya está el esqueleto de la historia. A continuación viene detallar más los personajes, desarrollar más la historia y hacer un listado con cada escena conseguida. Prácticamente ya está la historia hecha y sólo queda la parte divertida.

  • Los 15 Puntos

Este lo puso una chica en el foro de NaNoWriMo, de parte de la escritora Claudia Suzanne. Es una forma de hacer rápidamente el esqueleto de una novela (en 15′, se supone *lol*). Básicamente marcas en una hoja de papel 15 líneas, en la primera escribes el inicio en una línea, luego saltas a la última y escribes el final, luego pasas a la segunda con otra línea, luego a la penúltima y así se va alternando sucesivamente hasta llegar al nudo.

Personalmente, hay muchas cosas que tengo que trabajar para mejorar mis argumentos, por el lado bueno, no soy de las que se enrollan como persianas al principio, pero quizá tampoco soy demasiado hábil haciendo la introducción lo suficientemente interesante. Más veces que menos, sé a dónde quiero ir pero no cómo, por lo que me bloqueo, así que intentar planificar la historia al principio, aunque sólo sea por encima, es una buena práctica para mí.

Y eso es lo que se me ocurre por hoy respecto a crear un argumento en general, otro día más y mejor, igual me meto con los personajes la próxima vez, ¿qué os parece?

6 comentarios en “Cómo escribir novelas sin dinero: El Argumento

  1. hola que tal?? esta pagina es una fuente de info muy rica en recursos para las personas que nos estamos iniciando en la escritura , como hago para no hacer tediosa la presentación de los personajes?

    1. @Fita, Hola 🙂
      El método que me parece más simple, a ojo de buen cubero, para que presentar a los personajes no sea algo aburrido es poniéndoles en medio de una acción (o a punto de realizar una) que les defina como personajes. La acción siempre suele ser más atractiva que la descripción, aunque esta última es necesaria. La acción no tiene que ser necesariamente una Entrada Dinámica como las de Hollywood (reventando puertas y haciendo explotar cosas): si es un personaje que la primera impresión que quieres que los lectores se lleven es que es muy listo, preséntalo resolviendo un problema difícil; si es un quejica, que entre en la habitación protestando por alguna nimiedad, etc.
      Para la parte descriptiva, yo creo que es importante concentrarse en las impresiones/emociones que queremos que nuestro personaje destile, que en descripción pura y dura. Por ejemplo, decir que “sus ojos son intensos” es más atrayente que una descripción clínica de su color, tamaño y forma.

  2. Hola! Me parece muy fino q hagas esas acotaciones… Tambien escribo bastante y quiero ser un gran novelista(de los mejores, a decir verdad xD) algo q hago continuamente para mis historias es comprar un cuaderno pequeÑo y dividirlo en secciones: personajes princ, sec, lugares, situaciones, acontesimientos q deseo a lo largo de la historia…
    Para los personajes me gusta colocarles rostros(de artistas y gente asi) para poder desarrollarlos mejor fisicamente
    Pero un consejo, al final nada nos sirven tantos tips, las unicas cosas q podemos aprender es escribiendo, escribir y leer es lo mejor para aprender esa chispa del escritor 😀

    1. Sí, para mejorar en cualquier campo, lo mejor es trabajar con ganas.
      Me gusta lo de el cuaderno, yo suelo hacerlo a veces, pero más a menudo tomo notas en folios sueltos doblados que luego voy atando según veo. Depende a veces si la historia es solo un concepto revoloteando en mi cabeza o algo más complejo y desarrollado. Y pocas veces los divido en secciones, no soy tan organizada XD

      ¡Gracias por comentar! 😀 (y siento tardar en responder XP)

  3. Pingback: You Are Writer

¡Deja un comentario!